miércoles, 21 de enero de 2015

LA REINA DEL LODAZAL

Su llegada en otoño a nuestros humedales, no es tan espectacular ni llamativa como otras viajeras, ya que su migración, al ser nocturna, pasa bastante desapercibida. Solo notamos su presencia los días siguientes, al instalarse en nuestros humedales para reposar, o directamente para iniciar la invernada.

Especialmente con las lluvias intensas de otoño e invierno, y en enclaves concretos, podemos deleitarnos con la contemplación de este ave escondediza y muy discreta: la Agachadiza común.
 
01. IMG_2947.retocadaX

GALLINAGO GALLINAGO / AGACHADIZA COMÚN / ISTINGOR ARRUNTA

De tamaño pequeño-medio, destaca por su largo pico, que proporcionalmente es el doble de su cabeza.
Dispone de un discreto y mimético plumaje parduzco, con el dorso listado con franjas color crema. En la cabeza también presenta listas, donde destaca el píleo oscuro.

02. IMG_2946.retocadaX

EN HUMEDALES DE COSTA. PLAIAUNDI-GIPUZKOA

La podemos localizar en distintos humedales con vegetación baja y densa, tanto de costa, como de interior. La elección de estas zonas como hábitat principal, es debido, además de para resguardarse, para completar sus exigencias alimentarias, a base de invertebrados como gusanos, pequeños moluscos, sanguijuelas, larvas y lombrices.

Localiza a sus víctimas realizando sondeos minuciosos en la tierra, hundiendo su pico martilleante en lodos, aguas poco profundas y, en general, en sustratos blandos y húmedos.
Le encantan las lombrices, y no es raro verlas en campos de labor recién arados, en busca de estos invertebrados. Lo mismo sucede en días lluviosos, en prados y aguas someras, cuando las lombrices son más activas.

03. IMG_0839Xx


04. IMG_0841X

EN HUMEDALES DE INTERIOR. SALBURUA. ALABA

05. IMG_0861xX

06. IMG_9609X

EN HUMEDALES DE INTERIOR. SALBURUA-ALABA

Ante cualquier peligro, suele permanecer quieta y agazapada entre la maraña vegetal. Llegado el momento, arranca bruscamente, y se pierde de vista con un vuelo característico, de trayectoria zigzagueante. Aquí la tenemos, quieta y expectante, en los arrozales de Arguedas.
 
07. 23, _MG_1125xx

  EN ARROZALES. ARGUEDAS-NAVARRA

En la Península son escasísimas en época nupcial, criando en muy pocas zonas, generalmente humedales de media-alta montaña. En cambio, durante la migración e invernada, son más abundantes y notorias.
Los pasos suelen producirse entre febrero y abril, y el postnupcial entre agosto y noviembre. En cuanto a los ejemplares invernantes que nos visitan, suelen ser mayoritariamente escandinavos o centroeuropeos.

08. IMG_4100.retocadaZx
DE NUEVO EN PLAIAUNDI
09. IMG_4102.retocadaX

Ciertamente son muy miméticas y discretas, pero con un mínimo de dedicación y paciencia, seguro que damos con ellas. Estamos en muy buena época para poder disfrutar con su observación.

10. IMG_2959.retocadax

PLAIAUNDI. TXORITEGI.

Es posible que también te interesen

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...